Estás leyendo: Blank canvas
Comparte esta nota

Blank canvas

Cuando el mundo del diseño y la vida se unen se crea una oportunidad extraordinaria, un espacio para desarrollar y probar miles de ideas.

1 / 9
PUBLICIDAD
PUBLICIDAD

Por: Arq. José Juan Garza

 

Villa Ochre se sitúa dentro de un panorama de ensueño en Shelter Island, una isla dentro de Long Island, a dos horas de Manhattan. Esta villa es la casa de verano de dos expertos del mundo del diseño, por lo que lo ésta se proyecta a través de proporciones armónicas, materiales de lujo, elementos artesanales y detalles que logran un lugar único.

 

Esta casa es propiedad de Harriet Maxwell Macdonald, una de las fundadoras de OCHRE, y su esposo Andrew Corrie, creador de la marca Canvas Home, dedicada a enceres domésticos actuales y sustentables.

 

OCHRE se dedica al diseño de mobiliario, luminarias y accesorios para el interior. Sus proyectos y aplicaciones benefician la importancia de la estética y la belleza. Las diseñadoras británicas Joanna bibby y Harriet Maxwell Macdonald, compartían una visión y fundaron OCHRE en 1996. Posteriormente, Solenne de la Fourchardière se integró como la tercera socia. Además de vender directamente, los clientes de la firma son diseñadores de interiores y arquitectos de talla internacional.

 

La firma ha participado en muchos proyectos del ramo como residencias privadas, hoteles boutique y restaurantes alrededor del mundo. Hoy en día, OCHRE goza de fama internacional con showrooms en Londres y nueva york, y siguen en expansión sin perder la esencia de sus raíces, plasmando un lujo y sofisticación discreta a través de sus espacios. 

 

Por otra parte, Canvas Home fue fundada en 2008 por el diseñador y emprendedor Andrew Corrie. La visión de Corrie muestra una dualidad entre los ambientes chic urbano y uno más relajado hacia el campo, todos los productos de la compañía funcionan igualmente para ambas tendencias. Muchas de las piezas originales de la colección fueron inicialmente consideradas para solucionar necesidades específicas dentro de la casa de Andrew, por lo que al comprobar su funcionalidad y calidad se desarrollaron como una línea oficial de Canvas Home.

 

Harriet y Andrew compraron la casa original en 2004 con la intención de mantener la esencia de la arquitectura existente, ya
que la construcción era de 1979. La familia, incluidos su hijo Ivo y los gemelos Celia y Alastair, ahora la habita todos los fines de semana y el verano.

 

La casa tiene cinco habitaciones, un espacio abierto para sala, comedor y cocina dentro de un área iluminada por una amplia fachada de vidrio, mientras que en el exterior se puede disfrutar de un deck con alberca. 

 

En cuanto a la selección nueva de materiales, los muros están recubiertos con tablones de madera de pino en un tono lavado grisáceo; siguiente esta gama cromática, el mobiliario incluye sofás con vestiduras de lino en colores claros y sutiles.

 

Este pedazo de paraíso tiene vistas increíbles y ofrece un ambiente de calma y privacidad, por lo que es difícil creer su cercanía con la dinámica urbana de Nueva York.

 

Los interiores de la residencia son muy sencillos, con un toque ligeramente playero que exhibe productos realizados por amigos cercanos, como algunos prototipos desarrollados por OCHRE, así como diversas piezas que se unen de manera orgánica dentro de la propuesta.

 

Sin duda, las visiones de OCHRE y de Canvas Home se han permeado al diseño de esta residencia tan especial que transmite un proceso y una filosofía de habitar muy personal e íntima. Evidentemente, como en todos los casos, la vivienda es un lienzo en blanco que mediante la disciplina creativa refleja la vida de sus habitantes a través del espacio.

Queda prohibida la reproducción total o parcial del contenido de esta página, mismo que es propiedad de MILENIO DIARIO, S.A. DE C.V.; su reproducción no autorizada constituye una infracción y un delito de conformidad con las leyes aplicables.
Loading...