Estás leyendo: Llegan al altar
Comparte esta nota

Llegan al altar

Conoce una de las historias de amor más grande en el exclusivo shooting que preparamos para ellos.

1 / 2
PUBLICIDAD
PUBLICIDAD

Por: Larissa S. Martin

Texto: Alejandra Casco

Foto: Ricardo Tapia

Makeup: Francisco Dumit

Hair: Diego Golzarri

Clothing & Accesories: Casa Sofía Bodas

Catering: C de Caja

Locación: Rosewood Puebla

 

Con una enorme y bella sonrisa Fer de la Llave llega acompañada de Pablo de la Hidalga al Hotel Rosewood Puebla, su expresión denota felicidad y ansias por la sesión fotográfica. Mientras se hacían pruebas de luz para que las fotos salieran perfectas, platicamos con los enamorados de su boda, y cómo fue que comenzó su bella historia.

Ambos se conocieron cuando ella tenía 15 años y él cursaba la universidad, todo comenzó con una sincera amistad que los llevó poco a poco a un noviazgo, “nos dejamos de ver un tiempo y después el me buscó, salimos y continuamos viéndonos durante cinco meses, tiempo después nos hicimos novios, la relación duró cuatro años, hasta ahora que nos casamos”, comentó Fer. Por otro lado Pablo nos platicó que él supo que quería pasar el resto de su vida con Fer por todo lo que ella le da y le hace sentir, “me gusta cómo piensa, cómo es con las personas y con su familia, sobre todo, lo especial que es su familia para ella, una mujer para compartir mi vida” agregó. Además, el comentó que ella lo hace ser mejor persona en todos los aspectos, pues en cosas donde el flaquea ella le ayuda, siendo un gran apoyo y logrando un equilibrio que los une aún más. 

Y como muchos saben, la parte de la pedida de matrimonio es de las más emocionantes, “estuvo muy gracioso porque lo primero que hice fue comprar el anillo, y aún no tenía nada planeado, no tenía idea de cómo hacerlo”. Así que todo comenzó con un viaje familiar a Cancún donde Pablo acordó un plan con el personal del hotel. Una cena romántica con muchas luces y una mesa decorada fue el plan perfecto para continuar su bella historia. “Me vendó los ojos, me llevó a la playa y ahí después de la rica cena, se hincó y me pidió casarme con él”. Fer no podía evitar irradiar felicidad. 

Esa ha sido una de las noches más emotivas de la feliz pareja, pues las lágrimas no pudieron faltar, mismas que rondaron por la cara del Pablo al ver a su futura esposa vestida de blanco por primera vez. Sin embargo, buscar el vestido ideal no fue tan sencillo, Fer había buscado por diferentes lugares y ninguno la convenció, hasta que conoció Casa Sofía Bodas, al probarse un vestido corte princesa se dio cuenta que tenía el vestido perfecto. “me enseñaron el vestido, me lo probé y no quería quitármelo” dijo entre risas.

THE PERFECT DRESS

El vestido elegido por Fer fue de Casa Sofía Bodas está hecho con capas de tul, cristal bordado a mano con pedrería y lentejuela, en colores champagne, ivory y blanco. Los zapatos fueron unos Yves Saint Laurent nude rosa, una perfecta combinación.

Queda prohibida la reproducción total o parcial del contenido de esta página, mismo que es propiedad de MILENIO DIARIO, S.A. DE C.V.; su reproducción no autorizada constituye una infracción y un delito de conformidad con las leyes aplicables.
Loading...