sociedad

Ceci Marroquín de Murra: una historia de esperanza y amor al prójimo
  • REGÍSTRATE
Estás leyendo: Ceci Marroquín de Murra: una historia de esperanza y amor al prójimo
Comparte esta nota

Ceci Marroquín de Murra: una historia de esperanza y amor al prójimo

SOCIEDAD LAGUNA

Su amor por el prójimo, y en especial por los niños, la llevó a formar la Casa Feliz en Torreón, una institución en apoyo a los niños con cáncer y sus familias. Hoy nos cuenta su historia de altruismo y dedicación

PUBLICIDAD
PUBLICIDAD

Ceci Marroquín de Murra está feliz y agradecida por tener una hermosa familia con tres hijos y 11 nietos. 

Comenta que siempre le ha gustado ser altruista, pues recuerda que su primer contacto con esta noble labor fue cuando apoyó a una familia que venía a traer a su niño con leucemia a la clínica 16 del IMSS

Vio como la familia se quedaba en la calle a esperar que terminara el tratamiento, teniendo en ocasiones que regresar caminando hasta Matamoros, por no tener recursos. Desafortunadamente, el pequeño falleció, lo que le entristeció y marcó su corazón.



LA CASA FELIZ

Casa Feliz

Después de esa vivencia, Ceci comenzó a apoyar a la Casa Feliz de lleno, por lo que ya cuenta con 34 años ininterrumpidos trabajando con niños enfermos de cáncer y sus familias.

A Ceci la invitaron al programa de Casa Feliz y enseguida lo tomó como propio, en un recorrido que ha sido largo y en el que han pasado muchas anécdotas, sorteado problemas, tristezas, pero también historias de felicidad.

La Casa Feliz realiza distintas actividades para recabar fondos para ayudar, una de ellas y muy importante es el Bazar de la Luz, que ya es una tradición en la Región Lagunera, siendo una gran fuente para recaudar fondos y seguir apoyando a los niños y sus familias.

TODA UNA TRADICIÓN

Bazar de la Luz

Algo muy importante para Ceci es que en el bazar se tiene la tradición de siempre vender velas, las cuales llevan el siguiente significado: “Encender una luz en el corazón de nuestros niños”.

Con gran tristeza, Ceci comenta: “este año tuvimos que cancelar esta actividad por la pandemia, pues tenemos que ser responsables y cuidar a toda la Comarca Lagunera, que siempre es muy solidaria”.

Agrega que “el Bazar de la Luz tiene además el objetivo de apoyar a la casas, al comercio local, es un evento muy familiar que la gente espera todo el año, de él surgen muchas ideas de ayuda, es gratificante ver como siempre la gente lagunera es semillero de nuevas emprendedoras exitosas y talentosas. Dentro del bazar también se recaban juguetes y despensas”.


EN LA PANDEMIA

Ceci Marroquín de Murra

Afirma que a pesar de estas circunstancias, el cáncer es una enfermedad muy dura y no le importa si existe pandemia o no, por ello siguen trabajando con muchísimas medidas de seguridad, sanitizando frecuentemente, usando gel anti bacterial, usando y entregando tapabocas, ya que la gente que se queda en la casa viene directamente del hospital.

Comparte que “la casa cuenta con baños/regaderas y, antes de entrar, toda persona que viene del hospital se tiene que bañar, para proteger a nuestros pequeñitos que se encuentran aquí por largos periodos”.

Ceci señala que cada año organiza una posada en Casa Feliz, pero indica que esta vez será un poco diferente: “Los pequeños que tenemos esperan con mucha ilusión esta fecha, porque a través de tandas les entregaremos regalos para ellos y para sus hermanitos, así como cobijas, comida y despensas, pero ya vendrán tiempos mejores”, afirma.

Finalmente, Ceci aprovecha para agradecer a todas las personas y empresas que han apoyado a la Casa Feliz y les recuerda que pueden seguir ayudando a través de la cuenta de Instagram: compras.con.causa.

Queda prohibida la reproducción total o parcial del contenido de esta página, mismo que es propiedad de MILENIO DIARIO, S.A. DE C.V.; su reproducción no autorizada constituye una infracción y un delito de conformidad con las leyes aplicables.
Loading...