personajes

Frank Sinatra y Ava Gardner: La historia de un amor apasionante que terminó en desastre
  • REGÍSTRATE
28.09.2021 10:59:12
Estás leyendo: Frank Sinatra y Ava Gardner: La historia de un amor apasionante que terminó en desastre
Comparte esta nota

Frank Sinatra y Ava Gardner: La historia de un amor apasionante que terminó en desastre

Personajes

Amor loco y apasionante; así fue la gran historia de amor de uno de los artistas más icónicos dentro de la industria de la música

PUBLICIDAD
PUBLICIDAD

Hay algo trágico, apasionante e incluso hermoso en la historia de amor de Frank Sinatra y Ava Gardner, algo que la hace destacar entre todos los otros romances memorables de Hollywood.

La pareja se conoció por primera vez a principios de los años 40 en MGM. Sinatra, que ya era un cantante estrella, se limitó a simplemente admirar a la hermosa joven con potencial y sus grandes ojos verdes característicos desde lejos. Gardner, por otro lado, inmediatamente lo encontró "engreído, arrogante y abrumador", como luego informaría en una entrevista.


Se volvieron a encontrar en 1948 y comenzaron a pasar mucho tiempo juntos. Gardner tenía 23 años, pero ya se había divorciado 2 veces (primero de Mickey Rooney en su adolescencia, y luego con el líder de la banda Artie Shaw). Sinatra, por otro lado, se había casado con Nancy Barbato desde 1939 y habían tenido 3 hijos juntos, pero con la fama llegaron muchas mujeres que se pusieron a disposición de él, y no era ningún secreto que él también se puso a disposición de ellas. Uno de sus romances más notables había sido con la actriz Lana Turner (que también había estado casada con Shaw).


Gardner y Sinatra parecían tener muchos gustos en común, especialmente el jazz, el alcohol y el sexo. También compartían un defecto en común: eran inseguros y temían estar solos. Al principio, se vieron obligados a reunirse discretamente y mantener su romance alejado del público, pero en su círculo de amigos, rápidamente ganaron reputación como una pareja ardiente y por tener las peleas más espectaculares de la nada. A pesar de esto, había una atracción obvia por mantenerlos juntos y, a medida que pasaba el tiempo, se preocupaban cada vez menos por las repercusiones que una exposición de su aventura tendría en sus carreras. Esa exposición se produjo en 1950 cuando se imprimió en revistas y periódicos una foto que los capturaba juntos en el London Palladium.

La carrera de Sinatra recibió el mayor golpe; cayó en desgracia con sus admiradores más conservadores que lo criticaron por serle infiel a su esposa y peor aún, con una mujer que era considerada moralmente cuestionable. La publicidad negativa lo llevó a una espiral descendente que lo dejaría sin un contrato de grabación o película. Esto obviamente afectó su orgullo y su romance con Ava.


En 1951, Nancy Barbato le concedió a regañadientes el divorcio a Sinatra, con el que finalmente pudo casarse con Gardner en una pequeña ceremonia en Pennsylvania ese mismo año. Pero la luna de miel no duraría, pues el el día antes de la boda, Ava recibió una carta de una prostituta que decía haber estado durmiendo con su ahora esposo durante meses.

En agosto de 1951, Gardner y Sinatra se encontraban en el Cal-Neva Lodge en Lake Tahoe, un hotel casino donde solía actuar y del cual era accionista. Los dos bebieron grandes cantidades de champán y tuvieron una enorme discusión. Unos 15 minutos después, Sinatra tomó un puñado de pastillas para dormir. Cuando despertó, Gardner estaba en su habitación preocupada por su salud. En ese instante, ella perdonó lo que sería el primero de sus múltiples intentos de suicidio. El siguiente sucedió unas semanas más tarde en su propia casa, después de otra de sus enormes peleas.

Gardner odiaba el tiempo de filmación y tenía acostones regulares. Por ello, se reportó que Sinatra volvió a tener una aventura con Lana Turner solo para molestar a su esposa. En 1953, Sinatra visitó a su esposa en África en el set de Mogambo, done ella le confesó que estaba embarazada de su bebé. Sinatra estaba extasiado, pero Gardner voló en secreto a Londres para abortarlo a sus espaldas. Cuando terminó el rodaje de Mogambo, ella también se mudó a Madrid para entablar una aventura con el torero más popular de España, Luis Miguel Dominguin. Un año después, ella pidió el divorcio.


Con el corazón roto, Sinatra se cortó las muñecas, soñando que tal vez despertaría con su esposa sentada al lado de su cama de hospital. Pero Ava no estuvo ahí. Él le concedió el divorcio en 1957, pero no sin antes intentar recuperar su amor, siempre sin éxito. Su álbum de 1957 'Where Are You?', contiene las baladas más tristes de su discografía, marcando un punto importante en su vida.


La separación y la ruptura fueron documentadas salvajemente por la prensa y la cobertura inesperadamente suavizó y humanizó la imagen del engreído Sinatra. El aumento de su popularidad lo ayudó a conseguir el papel como Maggio en 'From Here to Eternity' (1953) de Fred Zinnemann, lo que lo llevó a recibir elogios inesperados como "actor serio" y un Premio de la Academia a Mejor Actor de Reparto. Dicen los rumores que fue Gardner quien le suplicó en secreto al productor que considerara a Sinatra en la película, alegando que si no lo hacía, el músico se suicidaría.

Años después de su divorcio, mientras filmaba 'Von Ryan’s Express' en Roma en 1965, Sinatra invitó a Gardner a la villa que le había proporcionado el equipo de producción. Los amigos que estaban ahí podían ver que trataba de rescatar su relación a pesar de los años, y el actor Brad Dexter mencionó lo doloroso que fue para Sinatra ver a la mujer que amaba destruirse con alcohol.


Gardner era alcohólica. A pesar de que ella había solicitado el divorcio, todos creen que tuvo un gran impacto emocional en su vida. Y, a medida que pasaron los años y su belleza comenzó a desvanecerse, se retiró del público y vivió el resto de su vida lejos de la lente de la cámara. Incluso dejó de atender llamadas cuando un derrame cerebral la dejó incapaz de hablar, excepto las de su antiguo amante, quien empezó a hablar por ella. Mientras las enfermeras le acercaban el teléfono a la oreja, él le decía que la amaba y que envejecer era terrible.

Cada año después de su divorcio, él le enviaba un ramo de flores y ella mantenía una foto de los dos juntos de los primeros días de su relación en su mesita de noche. Ella murió el 25 de enero de 1990, a la edad de 67 años. 8 años después, murió Sinatra a los 82 años un 14 de Mayo. Sus muertes llenaron las portadas de los periódicos de todo el mundo, esperando que la pareja finalmente haya encontrado la forma de estar juntos.


Queda prohibida la reproducción total o parcial del contenido de esta página, mismo que es propiedad de MILENIO DIARIO, S.A. DE C.V.; su reproducción no autorizada constituye una infracción y un delito de conformidad con las leyes aplicables.
Loading...