personajes

Tras múltiples problemas de salud, la Reina Isabel reaparece sonriente ¡y recibe una ovación de pie!
  • REGÍSTRATE
24.05.2022 04:14:51
Estás leyendo: Tras múltiples problemas de salud, la Reina Isabel reaparece sonriente ¡y recibe una ovación de pie!
Comparte esta nota

Tras múltiples problemas de salud, la Reina Isabel reaparece sonriente ¡y recibe una ovación de pie!

Personajes

Su Majestad recibió aplausos y vítores durante su primera aparición pública en 2 meses

PUBLICIDAD
PUBLICIDAD

La Reina Isabel se vio encantada después de llevarse a casa la copa del Royal Windsor en su primera aparición públicadesde que se perdió la Apertura Estatal del Parlamento por primera vez en su reinado por los varios problemas de salud que padece.

Su Majestad se puso nuevamente de pie y rebosante de emoción cuando visitó el Royal Windsor Horse Show, uno de sus eventos favoritos del año, a pesar de los continuos problemas de movilidad que ha sufrido debido a su edad.

La monarca de 96 años llevó unos anteojos de sol, lápiz labial rosado y se vistió informalmente con una blusa blanca y un cárdigan oscuro. Pese a los rumores de su salud, se veía con buena salud y ánimo mientras observaba a su caballo Balmoral Leia competir en el espectáculo que marca el comienzo de las celebraciones de su Jubileo de Platino oficial.

Lo más emocionante del día, sin embargo, fue que la Reina Isabel recibió aplausos y vítores cuando llegó en su Range Rover y bajó la ventanilla para charlar animadamente con otros asistentes al festival que nunca se habían perdido el evento en los últimos 79 años.

Las multitudes del Royal Windsor Horse Show parecían igualmente emocionadas de verla en el evento también amado por su esposo durante 73 años, el Príncipe Felipe, quien murió en abril pasado a la edad de 99 años.

Después de perderse el discurso de la Reina el martes por orden del médico mientras luchaba por caminar o estar de pie durante largos períodos, Su Majestad inicialmente optó por permanecer en el asiento del pasajero de su Range Rover, donde habló con los transeúntes y observó a los caballos en el desfile.

Y después de una hora más o menos, con la ayuda de un bastón, caminó lentamente hasta su asiento en la tribuna entre su hijo, el príncipe Edward, y Penny Knatchbull, Condesa Mountbatten de Birmania. Y la Reina parecía encantada de estar presente.

La esposa de Edward, Sophie, condesa de Wessex, también estaba aHí para apoyar a la monarca, cuyo pony de las tierras altas ganó el primer lugar y le aseguró un trofeo. Su Majestad también observó con orgullo cómo su nieta Lady Louise Windsor, conduciendo el carruaje del duque de Edimburgo, encabezaba el desfile del centenario de Fell Pony Society.

Poco después, la Reina caminó sin ayuda hacia su Range Rover, saludando a la multitud que vitoreaba mientras regresaba al Castillo de Windsor.

La monarca fue vista en público por última vez cuando asistió a un servicio que conmemoraba la vida de su difunto esposo, el Duque de Edimburgo, en marzo con miembros de la realeza y una congregación de cientos de personas.

Llegó a su Jubileo de Platino en febrero, superando un contagio de covid-19 después de que se confirmara que dio positivo ese mes y cumplió 96 años el 21 de abril en privado en su propiedad de Sandringham.

En octubre pasado, pasó una noche en el hospital y durante los siguientes 3 meses estuvo bajo las órdenes de los médicos de realizar solo tareas livianas, por lo que se perdió varios eventos destacados.

La Reina ha estado usando un bastón en público desde que asistió a un servicio para conmemorar el centenario de la Legión Real Británica en octubre pasado debido a sus problemas de movilidad derivados de la edad.

¿Estará bien para las celebraciones de este año?


Queda prohibida la reproducción total o parcial del contenido de esta página, mismo que es propiedad de MILENIO DIARIO, S.A. DE C.V.; su reproducción no autorizada constituye una infracción y un delito de conformidad con las leyes aplicables.
Loading...