estilo de vida

Darle nalgadas a los niños podría causar depresión y otros trastornos mentales: Estudio
  • REGÍSTRATE
Estás leyendo: Darle nalgadas a los niños podría causar depresión y otros trastornos mentales: Estudio
Comparte esta nota

Darle nalgadas a los niños podría causar depresión y otros trastornos mentales: Estudio

Estilo de Vida

Nadie nace sabiendo lo que es ser padre o madre, pero es importante ser conscientes de nuestro entorno y educarnos a nosotros mismos de la mejor manera. A pesar de que una nalgada pueda parecer inofensiva, no lo es.

PUBLICIDAD
PUBLICIDAD

El interés sobre el tema ha crecido en los últimos años, pues varios han sido los estudios que han comprobado que nada bueno trae “una buena nalgada”. Durante el año de 2012, Estados Unidos dio a conocer los resultados de una encuesta nacional en el que el resultado demostraba que más de la mitad de las mujeres y tres cuartas partes de los hombres creen que, de vez en cuando, una nalgada es buena idea.

A comparación de estas personas, los investigadores han confirmado que el cerebro se ve alterado por castigos físicos, no es solo el hecho de que vivamos “sin trauma”, es que literalmente las nalgadas pueden generar que nuestro cerebro tenga menos materia gris.


Un estudio realizado en 2009 concluyó que: “Al exponer a los niños al CCS (castigo corporal severo) puede tener efectos perjudiciales en las trayectorias del desarrollo del cerebro”. Definieron el CCS como al menos una nalgada al mes durante tres años, realizada con objetos como un cinturón o pala. Para esta prueba hallaron que los infantes que recibían con esta regularidad este tipo de castigos tenían menos materia gris en algunas partes de la corteza prefrontal, mismas que casualmente están ligadas a los trastornos mentales, las adicciones y la depresión. Es importante mencionar que de igual manera, hallaron “correlaciones significativas” entre la cantidad de materia gris en estas regiones y el rendimiento en una prueba IQ.



La revista Pediatrics publicó otro estudio, en el 2010, en el que se menciona que las nalgadas que ocurrían con mayor frecuencia que los CCS, esto es a más de dos veces al mes, hacían que los niños de tres años se vincularan con un mayor riesgo de provocar agresiones a otros niños cuando éste tuviera cinco años.

Por otra parte, en la revista de Journal of Aggression, Maltreatment and Trauma, se expuso que el castigo corporal que provenía de la madre se relacionaba independientemente con una reducción de la capacidad cognitiva. El estudio aseguró que el castigo corporal tenía mayor efecto entre los infantes de cinco y nueve años.


Bueno pero ¿qué tiene de malo tener menos materia gris? Para la sorpresa de todos, mientras un ser humano cuente con más materia gris en la parte de toma de decisiones y procesamiento de pensamientos de tu cerebro, mejor será su capacidad de evaluar recompensas y consecuencias. Esto fue publicado, en otro estudio en 2011, en Journal of Cognitive Neuroscience.

Así que finalmente, si eres padre o madre, infórmate sobre las consecuencias que un golpe puede generar en un ser humano que se encuentra en pleno desarrollo físico, cognitivo y metal. Debemos educarnos para evitar seguir fomentando actividades que creímos “normal” en algún momento.



Queda prohibida la reproducción total o parcial del contenido de esta página, mismo que es propiedad de MILENIO DIARIO, S.A. DE C.V.; su reproducción no autorizada constituye una infracción y un delito de conformidad con las leyes aplicables.
Loading...